• Home
  • Blog
  • ¿QUÉ SON PARA QUE SIRVEN LAS FUNDAS DENTALES?

¿QUÉ SON PARA QUE SIRVEN LAS FUNDAS DENTALES?


Una corona dental es una prótesis fija, una especie de casco o funda que se coloca sobre una pieza dental dañada, débil, o rota. Con ello conseguimos restaurar su forma, tamaño, fuerza, sensibilidad y mejorar su aspecto, cumpliendo todas las funciones de estética y masticación necesarias. Suelen ser necesarias en las siguientes situaciones:
  • Para proteger una pieza débil por caries o rotura.
  • Para restaurar un diente que ya ha sido severamente desgastado.
  • Para cubrir dientes muy teñidos o malformados.
  • Para reforzar una pieza tras haber realizado una endodoncia que la fragiliza.
  • Para restaurar implantes dentales.
  • Para realizar puentes dentales

TIPOS DE CORONAS DENTALES

Fundamentalmente se pueden dividir en dos; las que son soportadas por dientes y las que van soportadas por implantes. Dentro de la clasificación dentosoportada habrá las que son unitarias sobre un solo diente, o las que componen puentes dentales para reponer alguna pieza ausente.
  • Dentosoportadas:
    1. Unitarias: Son aquellas utilizadas para reforzar y restaurar una pieza dental.
    2. Puentes: Se usan para sustituir una pieza utilizando de soporte o pilares los dientes adyacentes a la ausencia. La desventaja de esta técnica es que hay que tallar o limar dientes que posiblemente puedan estar sanos.
  • Implantosoportadas: Se confecciona una corona o un puente sobre un implante que simula la raíz de un diente o muela ausente. La mayor ventaja es que para la reposición de una pieza no es necesario tallar ninguna pieza sana.

¿DE QUE ESTÁ HECHA UNA FUNDA DENTAL?

Las coronas pueden estar hechas de diferentes materiales en función de las necesidades del paciente. Como hemos dicho, las coronas dentales pueden confeccionarse de diferentes materiales dependiendo de los requerimientos estéticos. Pueden usarse en cualquier diente, siendo su uso más habitual en premolares y molares. Estos dientes son los más posteriores en la arcada y por lo tanto los que más fuerzas de masticación reciben. Tendremos que tener en cuenta que cuantas más fuerzas reciban, más resistente tendrá que ser el material.

Las coronas de metal-porcelana son las más conocidas y usadas hasta ahora. Son de las que actualmente utilizamos, las que más tiempo se llevan usando. Constan de una cofia de metal, habitualmente aleaciones de dos metales, y un recubrimiento de porcelana para darle la estética. El metal le da la resistencia necesaria para soportar las fuerzas del sector posterior.

Las coronas de porcelana son más estéticas ya que no lleva la base metálica, pero perdemos la propiedad de la resistencia, por lo tanto, la indicación sería en los dientes anteriores.

Actualmente contamos con las coronas de zirconio, son totalmente estéticas y más resistentes a las fundas de porcelana. Por lo tanto, obtenemos los beneficios estéticos y mecánicos.

Estos dos últimos materiales permiten adaptarse al tono natural de los dientes dando un resultado muy armónico.



¿CUAL ES EL PROCEDIMIENTO PARA HACER UNA CORONA?
  • Restaurar o reparar la pieza: En ocasiones la necesidad de hacer una funda es por caries o fractura de la pieza, por lo tanto, lo principal es limpiar la caries y reconstruir la pieza para dejarla sana.
  • Tallado: Habrá que limar el diente o muela a tratar, preparando un muñon sobre el que va a ir apoyada la funda
  • Toma de medidas: Una vez tallado, se toman moldes de ambas arcadas y de la mordida para que el laboratorio tenga la mayor cantidad de registros para confeccionar una corona adaptada.
  • Toma de color: Muy importante para darle la mayor naturalidad al nuevo diente.
  • Confección de corona provisional: Muy importante, ya que protege al diente mientras el laboratorio trabaja, y mantiene la encía para que no cambie nada con respecto a la toma de medidas
  • Colocación y ajuste: Una vez confeccionada la corona en el laboratorio, se cementa en el muñón y se ajusta la oclusión hasta que el paciente esté cómodo.
  • Revisión a la semana o 15 días para asegurarnos que todo está correcto.
Los 5 primeros puntos se realizan en una misma visita.


¿CUANTO DURA UNA CORONA DENTAL?

Las fundas pueden conservarse en perfecto estado hasta 20 años. No obstante, todo depende del mantenimiento y el uso que le demos. Las coronas no se suelen fracturar a no ser que haya alguna alteración como el bruxismo (apretar o rechinar los dientes) o que se les de mal uso como abrir plásticos o morder cosas duras como bolígrafos u otro tipo de objetos. Lo que nos va a dar la duración del tratamiento es el muñon o pieza sobre el que se soporta. Habitualmente lo que sucede es que el diente de la funda hace caries por debajo de la funda o se fractura con el tiempo. Para evitar estas complicaciones, es tan sencillo como mantener una buena higiene con cepillo, hilo dental o cepillos interdentales e irrigador dental, y por supuesto acudir a las revisiones y limpiezas dentales cada 6-12 meses.


¿QUE HAGO SI SE ME CAE UNA FUNDA DENTAL?

No hay que preocuparse, lo importante es guardarla y no perderla. Llama a la clínica y pide una cita para valorarlo. Habitualmente las coronas se cementan con un cemento definitivo, una vez el paciente la ha probado y se ha hecho la revisión. No obstante, también hay cementos provisionales, y estos son más fáciles que se desintegren y se pueda caer la funda. El dentista valorará la causa del descementado. Desgraciadamente cuando una corona lleva años en boca y se cae, es por que el muñón que la soporta está deteriorado, y por lo tanto el pronostico de esa pieza será malo. Se valora volver a pegarla o la necesidad de otro tipo de tratamiento. Si es una corona del sector anterior y no hay opción de acudir al dentista ese mismo día, al ser una zona muy estética, nuestra recomendación es comprar en la farmacia pegamiento para las prótesis (tipo Corega) e intentar pegarlo si la corona encaja bien hasta acudir a la consulta.

Etiquetas:, , , , , , ,

"Trackback" Enlace desde tu web.