• Home

MALOCLUSIÓN

¿Qué es la maloclusión dental?

La maloclusión se define como una desviación de la oclusión ideal, creando así una necesidad de tratamiento para corregir las anomalías funcionales y estéticas que presenta el paciente.

  ¿Cómo es la oclusión ideal?

La oclusión ideal es aquella en la que existe una armonía óseo-dentaria en los 3 planos del espacio.

En términos técnicos:
  • Respecto a los huesos, el maxilar debe estar adelantado respecto a la mandíbula. 
  • La cúspide mesiovestibular del primer molar superior debe engranar con el surco vestibular del primer molar inferior. 
  • En cuanto a los caninos, la cúspide del superior debe caer en el espacio interproximal del canino y primer premolar inferior.
  • Respecto al resalte (distancia entre el borde incisal del incisivo superior y la cara vestibular del incisivo inferior) debe existir una distancia de 2,5 mm. 
  • En cuanto a la sobremordida, los incisivos superiores deben cubrir verticalmente 1/3 de los incisivos inferiores.
La oclusión ha sido muy estudiada a lo largo de los años y estas son las características necesarias para asegurarnos una articulación temporomandibular (ATM) sana de por vida y unos dientes duraderos sin sobrecargas y posibles desgastes y roturas. 

¿Qué tipos de maloclusión existen?

Existen varios tipos de maloclusión y se clasifican según:
  • Maloclusiones de origen óseo: existe una descompensación ósea entre los huesos que constituyen la cavidad bucal, el maxilar superior y la mandíbula.
  • Clase II: el hueso maxilar está adelantado respecto a la mandíbula, ya sea porque el maxilar es más grande o la mandíbula más pequeña de lo que debería.
  • Clase III: el hueso mandibular está adelantado respecto al maxilar.
  • Maloclusiones de origen dentario: la posición ósea es la adecuada, pero la posición dentaria no es correcta.
  • Maloclusiones en el plano anteroposterior o SAGITAL: La referencia nos la dan los primeros molares y los caninos.
  • Clase II: el molar o el canino superiores, están adelantados respecto a su posición ideal. Toda la arcada superior está adelantada respecto a la inferior.
  • Clase III: el molar o el canino inferiores están adelantados respecto a su posición ideal. Toda la arcada inferior está adelantada respecto a la superior.
  • Maloclusiones en el plano VERTICAL:
  • Mordida abierta: la sobremordida está disminuida, quedando el sector anterior o posterior o ambos en anoclusión (sin llegar a contactar).
  • Sobremordida aumentada: exceso de entrecruzamiento entre la arcada superior y la inferior.
  • Maloclusiones en el plano TRANSVERSAL:
  • Mordida cruzada: las cúspides de los molares inferiores están por delante de los molares superiores. “Muerden al revés”. Puede ser unilateral o bilateral.
  • Mordida cúspide a cúspide o borde a borde: las cúspides de los molares inferiores y superiores están en contacto.
  • Mordida en tijera: las cúspides palatinas de los molares superiores están en contacto con las cúspides vestibulares de los molares inferiores.
¿Cuáles son las causas de la maloclusión dental?

La maloclusión aparece por distintas causas, desde un desequilibrio en el crecimiento del paciente, agenesia (falta de algún diente) o supernumerario (diente extra) en la arcada hasta la acción que tienen los hábitos en la cavidad bucal. Las extracciones de piezas dentales sin reposición inmediata en adultos y extracciones de dientes temporales en niños sin un mantenedor de espacio es una causa muy habitual de maloclusión.

Para saber la causa de tu maloclusión, deberán hacerte un estudio detallado de tu crecimiento, tus hábitos y el estado de tu cavidad bucal y oclusión.

Así, se determinará tu tipo de maloclusión, la causa y se establecerá un plan de tratamiento y una duración aproximada del mismo.

¿Qué síntomas tiene la maloclusión? ¿Qué consecuencias tiene?

Dependiendo del tipo de maloclusión, puede generar unos síntomas u otros.

En la mayoría de los casos se produce un desequilibrio neuromuscular que afecta a la articulación temporomandibular por sobrecarga.

Los pacientes suelen presentar dolor e incluso pueden llegar a verse afectadas las funciones de la cavidad bucal: la deglución, la fonación e incluso la respiración.

¿Se puede prevenir la maloclusión?

Sí, las visitas al dentista desde que erupciona el primer diente son muy importantes para detectar y diagnosticar maloclusiones. Si se diagnostican y tratan de manera precoz, se puede detener el avance de estas, incluso, revertirse para evitar el desarrollo de una maloclusión más grave.

Hay ciertos casos de descompensación del crecimiento que se pueden revertir pero que tienen probabilidades de que hay recidiva años después y se tengan que tratar quirúrgicamente.

¿Cómo corregir la maloclusión?

Como bien hemos explicado, las maloclusiones se pueden corregir de manera muy sencilla si se hacen visitas al dentista desde que erupciona el primer diente para detectarlas y tratarlas de manera precoz.

Dentro de toda la aparatología ortodóncica hay distintos métodos, según la edad y la gravedad de la maloclusión del paciente, para corregirla. Existen aparatos ortodóncicos (actúan a nivel dentario) y ortopédicos (actúan a nivel óseo para cambiar el crecimiento).

Si tienes alguna duda sobre si presentas una maloclusión, no dudes en visitarnos y nuestra ortodoncista, María García, te resolverá todas tus dudas y te explicará como tratarla. ¡No dudes en venir! Leer más

CORONAS SOBRE IMPLANTES

¿Qué es una corona? ¿Cuándo se realiza una corona?

Una corona se realizará siempre que sea necesaria la rehabilitación de uno o de varios dientes, con el fin de reemplazar, funcional y estéticamente, los dientes ausentes.

Las coronas pueden ir sobre dientes naturales y pueden ser individuales o formar un puente para rehabilitar uno o varios dientes ausentes, siempre apoyándose en los dientes remanentes.

Por otra parte, las coronas pueden ser sobre implantes. En este caso siempre será necesaria la colocación de uno o varios implantes, dependiendo de los dientes a rehabilitar.

¿Qué es una corona sobre implantes?

Cualquier rehabilitación sobre implantes consta de dos partes:
  • El implante: irá dentro del hueso para simular la raíz del diente
  • La rehabilitación: o corona, que simulará el diente e irá sobre la encía.
  La corona y el implante van unidos mediante un tornillo (prótesis atornillada) o irán cementados a través de un pilar que conecta la corona con el implante (prótesis cementada).

  ¿Cuándo se ponen las coronas sobre implantes?

Una vez puesto el implante, este tiene que seguir el proceso de osteointegración. Esto quiere decir que se debe formar una unión biológica, entre el hueso y el implante, que permita que este tenga estabilidad para sujetar una prótesis a la que se le van a aplicar fuerzas. En esta fase, no hay ninguna rehabilitación protésica sobre el implante, este estará recubierto por encía.

  El tiempo que dura el proceso de osteointegración dependerá de cada paciente y de la zona en la que se haya puesto el implante. 

Para los implantes colocados en el maxilar, el proceso suele durar unos 3 meses y en la mandíbula, 2 meses, aunque los tiempos pueden variar dependiendo de las características de cada paciente, la técnica quirúrgica y la necesidad de regeneración ósea o no.

  Una vez terminado el proceso de osteointegración, se pasará a tomar las medidas para fabricar la corona que va encima del implante, totalmente personalizada e individualizada. Una vez el laboratorio termine el trabajo, se colocará la corona. Este proceso suele tardar unos 10 días.

  ¿Cuánto dura una corona sobre implantes?

La duración de a corona sobre implantes puede ser toda la vida si se realizan los cuidados correspondientes y se acude a las revisiones periódicamente.

  Existen una serie de factores que condicionarán la duración de estas coronas sobre implantes como, por ejemplo: la colocación del implante, el diseño de la corona, las cargas que recibe o el mantenimiento de esta. Los pacientes bruxistas, generan mucha fuerza sobre las piezas dentales, estos deben llevar férula de descarga para asegurar el trabajo realizado.

  ¿De qué material es la corona sobre implantes?

Las coronas pueden ser de distintos materiales en función de las necesidades de cada paciente. 

Normalmente, las coronas sobre implantes suelen ser de metal-cerámica, aunque en los últimos años, el uso del zirconio es cada vez más abundante.

  ¿Cómo se coloca una corona sobre implantes?

Dependiendo del tipo de corona que se coloque sobre el implante (atornillada o cementada) el proceso variará.

  Por lo general, las prótesis sobre implantes suelen ser atornilladas y atornillará la corona al implante, mediante un tornillo, con un destornillador. Posteriormente, se procederá a tapar la chimenea (parte de la corona que deja visible el tornillo) con materiales opacos para que no se transparente el color grisáceo de los tornillos.

  En cambio, en las coronas sobre implantes cementadas, se procederá a pegarla con cemento como cualquier corona sobre dientes naturales.

  ¿Qué cuidados debes tener con tu corona?

Las coronas sobre implantes no están exentas de tener una serie de cuidados.

En primer lugar, las coronas sobre implantes deben mantener una higiene rigurosa, ya que pueden causar caries en dientes adyacentes a estas si se acumula placa entre los puntos de contacto o incluso enfermedades periimplantarias.

  Además, al llevar implantes, se pierde la propiocepción de los dientes, por lo tanto, a la hora de apretar o comer cosas muy duras, el paciente no es consciente de la fuerza que se hace y puede crear sobrecargas que derivan en aflojamientos del tornillo y movilidad de la corona o incluso fracturas de la corona y/o el tornillo.

  Habrá que realizar revisión de las coronas máximo cada 6 meses de por vida, además de realizar limpiezas rutinarias para evitar problemas futuros.

  ¿Cuánto vale una corona sobre implantes?

El precio varía dependiendo de cuantas coronas haya que colocar, si son atornilladas o cementadas y sobretodo del material empleado.

Para cualquier información adicional, no dudes en acudir a Clinica dental Smile Boadilla y la Dra. De Luis estará encantada de resolver todas tus dudas acordes a tu caso. Leer más

DURACIÓN TRATAMIENTO ORTODONCIA

La duración del tratamiento de ortodoncia no es igual en todos los pacientes. La ortodoncia es la disciplina odontológica que se encarga de alinear los dientes y crear una relación armónica entre los huesos y los dientes.

Existen pacientes que únicamente tienen problemas dentarios, pacientes que tienen problemas óseos y pacientes que tienen problemas mixtos. Según cuál sea tu problema y la gravedad de este, tu tratamiento tendrá una duración u otra.

Además, hay problemas que, dependiendo de la edad de inicio de tratamiento, condicionará la duración de este. Muchas patologías y maloclusiones deberían tratarse precozmente para evitar la progresión de los mismos. Si estas patologías no se corrigen cuando el paciente es pequeño, hay más posibilidades de que el tratamiento de ortodoncia tenga mayor duración e incluso que se necesite cirugía ortognática. En cambio, si se tratan a tiempo estas maloclusiones, se puede llegar a prevenir la aparición completa de la maloclusión y que el tratamiento dure menos, incluso llegando a cambiar el patrón de crecimiento.

Por esta razón es muy importante que los niños acudan al dentista desde que les sale el primer diente. En nuestra clínica, la odontopediatra también es ortodoncista y podrá hacer el seguimiento completo del paciente y detectar cualquier anomalía en el crecimiento o en la oclusión de los pacientes.

¿Duele ponerse ortodoncia?

La ortodoncia se basa en el movimiento dentario hasta conseguir la alineación y oclusión de los dientes perfecta. Para ello, los movimientos dentarios deben ser continuos, pero no muy fuertes, ya que, si son demasiado bruscos, se producirán necrosis óseas y reabsorciones. Los micromovimientos pueden generar molestias en el paciente, pero totalmente soportables.

¿Qué son las gomas que se colocan en los brackets de arriba a abajo? ¿Cuánto tiempo hay que llevarlas?

Los elásticos intermaxilares son unas gomas que se utilizan para corregir la mordida en los pacientes. Todos los pacientes deberían quedar con una clase I molar y canina al terminar el tratamiento y para ello hay que utilizar estos elásticos que moverán tus molares y caninos hasta la posición adecuada. Se colocarán en distintas posiciones según la maloclusión que haya que corregir.

Dependiendo de la gravedad del problema, la duración del tratamiento con elásticos intermaxilares será una u otra. La colaboración del paciente será fundamental para esto, ya que normalmente se colocan durante el día y deben quitarse solo para las comidas. A veces se colocan solo por la noche, pero en cualquiera de los dos casos, si el paciente no colabora y no se pone los elásticos, no habrá movimiento dentario y el tratamiento se alargará.

¿Después de la ortodoncia necesito más tratamientos para mantener los dientes alineados?

Lo más importante de la ortodoncia es una buena retención. Los dientes tienen memoria, lo que significa que tienden a moverse al sitio en el que se encontraban antes de la ortodoncia. Para evitar la recidiva de las maloclusiones, es necesario poner unos retenedores. Hay distintos tipos y se pueden combinar.

Los retenedores removibles son unas férulas transparentes que el paciente deberá llevar las 24 horas del día durante el primer mes después de la ortodoncia, excepto para comer. Cuando pase 1 mes solo serán necesarias para dormir.

Los retenedores fijos son unos alambres muy finitos que se colocan en las caras linguales y palatinas de los dientes y evitan que estos se muevan. Estos retenedores no se pueden quitar.

Si tienes alguna duda… ¡ven a visitarnos! Nuestra ortodoncista te explicará todo acerca del tratamiento y podrás hacer todas las preguntas que tengas. ¡Te esperamos! Leer más

ORTODONCIA INFANTIL

Antiguamente los pacientes acudían al dentista solo cuando sentían algún dolor o tenían un problema grave y no lo hacían de manera rutinaria desde pequeños. Hoy en día, cada vez son más los pacientes infantiles que acuden a la clínica para realizar un control y seguimiento desde pequeños y preguntarnos sobre la necesidad de tratamiento ortodóncico. ¡Bien hecho!

El tratamiento ortodóncico viene de ortodoncia, el área de la odontología que se encarga de alinear los dientes y de buscar las relaciones dentomaxilares más armónicas, favorables y estéticas.

Hoy en día, la gran mayoría de pacientes deciden resolver sus problemas funcionales y estéticos con ortodoncia y son cada día más los padres y niños que acuden a consulta para preguntar sobre la ortodoncia infantil.

¿Qué es la ortodoncia infantil?

La ortodoncia infantil es el área de la ortodoncia que consiste en tratar de manera precoz cualquier patología ósea, dentaria o la corrección de un hábito para frenar la progresión de estos cuando el paciente está en edad de crecimiento.

La clave del éxito en cualquier tratamiento es un buen diagnóstico por parte del profesional para identificar cualquier tipo de patología o disfunción y elegir la actitud terapéutica adecuada.

¿Por qué se realiza la ortodoncia infantil?

Como cualquier práctica odontológica, se realiza en casos de necesidad de tratamiento, es decir, cuando haya cualquier alteración funcional o estética que impida que el paciente se desarrolle y crezca de manera adecuada, así como los casos que vayan a derivar en situaciones o patologías más graves que en el futuro sean más difíciles de resolver. 

¿Cuál es la edad recomendada para poner ortodoncia a los niños?

El tratamiento para cada paciente será individualizado, según sus características y después de realizar un estudio ortodóncico completo. Cuando se van a realizar tratamientos en 2 fases, la primera fase suele ser para corregir anomalías de crecimiento óseo, por lo que necesitamos que el paciente siga en edad de crecimiento. Por esta razón, destaca el hecho de que los niños acudan a la consulta desde pequeños, ya que muchos lo hacen cuando son mayores y muchos problemas no pueden solucionarse ortodóncicamente ya que ha terminado su edad de crecimiento y la única solución es la cirugía ortognática.

Además, tenemos distinción entre sexos, ya que las mujeres dejan de crecer antes y los tiempos nos los marca la menarquia. En hombres, el margen es un poco más amplio debido a que tienen mayor tiempo de crecimiento.

¿Qué ortodoncia infantil elegir?

Esta decisión la tomará el profesional, ya que va a depender de la patología del paciente. Se realizará un estudio completo compuesto por diferentes radiografías, fotografías y las pruebas necesarias según cada caso y el profesional elegirá qué tipo de ortodoncia es mejor para el paciente.

También es importante que el paciente goce de una buena salud periodontal, es decir, que los tejidos de soporte del diente no tengan ninguna alteración. Cualquier patología en el periodonto será determinante para poner ortodoncia, tanto en pacientes adultos como infantiles.

¿Cómo es el tratamiento?

Hay distintos tipos y aparatos de ortodoncia infantil, para corregir el tipo específico de patología que tiene el paciente.

Las maloclusiones más frecuentes que vemos en la consulta son:
  • Clase II: posición adelantada del hueso maxilar respecto a la mandíbula.
  • Clase III: posición de la mandíbula adelantada respecto al maxilar.
  • Mordida abierta: falta de contacto y de solapamiento entre dientes superiores y posteriores. Puede ser de origen óseo o funcional, generalmente está influenciada por la presencia de hábitos como la succión digital.
  • Mordida cruzada: los dientes superiores ocluyen o “muerden” por dentro de los inferiores.
El tratamiento de cada una de ellas es individualizado y dura el tiempo necesario para corregir la patología, que variará en función de cada paciente. Además, cualquier tipo de infección oral que tenga el paciente o alteración, como caries, abscesos, patologías en la lengua o alteraciones en el periodonto, deberán ser tratadas antes de iniciar el tratamiento.

Es importante saber que el tratamiento precoz es la primera fase del tratamiento, haciéndose durante la edad de crecimiento, cuando aún no se han caído todos los dientes de leche. El profesional valorará si más tarde, cuando tengamos toda la dentición definitiva, haremos la segunda fase del tratamiento o con la primera fase del tratamiento que hicimos es suficiente y el paciente se encuentra estable.

¿Cuánto cuesta una ortodoncia infantil?

Debido a la cantidad de aparatos ortodóncicos y distintos tratamientos que hay, no hay un precio medio estimado, ya que varía según el aparato, el tiempo de tratamiento, el paciente, etc. Lo mejor para resolver esta duda es que acudas a nuestra consulta para que la ortodoncista valore tu caso y haga una estimación del presupuesto.

En Clínica dental Smile Boadilla somos especialistas en ortodoncia infantil. María, ortodoncista y odontopediatra es experta en ortodoncia infantil. Es increíble como los niños entran contentos a su consulta y se hace amiga de ellos, es “un don”. No dudes en llamarnos y conocernos para una primera consulta o iniciar un tratamiento.

Contáctanos, te esperamos. Leer más

¿QUÉ TIPO DE IMPLANTE DENTAL ES MEJOR PARA MI?

Pese a la cantidad infinita de marcas de implantes que existen, todos los implantes están fabricados del mismo material y tienen un diseño parecido, variando en tamaño, longitud, anchura y forma. Dependiendo de la marca o casa comercial, puede variar la aleación de titanio de la que está compuesta el implante. Esto es de vital importancia para la resistencia a la fractura de un implante. Habrá que tener en cuenta el recubrimiento de la superficie del implante. En Clínica dental Smile Boadilla, trabajamos con implantes con más de 30 años en el mercado, con evidencia científica suficiente para poder dar seguridad a nuestros pacientes.

El tipo de implantes que sea mejor para ti lo decidirá el cirujano, ya que hay una serie de condicionantes que determinan si poner un tamaño u otro. 

En pacientes con poco hueso o poco espacio para el implante, se optará por poner implantes cortos y estrechos, pero siempre con suficiente longitud y diámetro para que soporten las fuerzas de masticación.

Para pacientes desdentados, el número, longitud, diámetro y angulación de los implantes dependerá de la prótesis que vayamos a colocar, así como el hueso remanente del paciente.

Las necesidades individuales que tenga cada uno, junto con los factores protésicos y quirúrgicos, determinarán el número y tipo de implantes que el cirujano debe colocar.

¿Por qué rechazo un implante dental?

A día de hoy y con las técnicas quirúrgicas tan avanzadas que existen, se pueden poner implantes en casi todos los tipos de pacientes (con hueso o sin hueso), excepto en algunos casos que presentan contraindicaciones absolutas, como:
  • Dosis de radiación superiores a 5000 rads, en tratamientos de radioterapia.
  • Pacientes con problemas psiquiátricos.
  • Trastornos sistémicos no controlados, ya que las alteraciones pueden influir en la cirugía, dando complicaciones o problemas de osteointegración.
  • Pacientes que aún no han terminado el crecimiento, ya que la zona donde el paciente se está osteointegrando, no tendrá ningún tipo de crecimiento.
Además, existen algunas contraindicaciones relativas, en las que habría que estudiar el caso de cada paciente. Algunas de ellas son:
  • Patologías de los tejidos duros o blandos de la cavidad bucal, que interfieran en el proceso quirúrgico o en la osteointegración del implante.
  • Dientes incluidos, como muelas del juicio que no erupcionan y pueden interferir con el implante colocado.
  • Drogas, alcohol, tabaco. En este caso, hay que estudiar los hábitos del paciente e intentar que cesen.
  • Pacientes bruxistas, ya que pueden producirse sobrecargas oclusales que hacen que el tornillo, el implante o la prótesis fracasen por aflojamiento o fractura.
  • Dosis de radiación bajas, en las que el paciente reciba un tratamiento de radioterapia menos a 5000 rads.
  • Higiene dental deficiente, ya que los implantes y las prótesis que van sobre los implantes necesitan una higiene rigurosa para no desarrollar enfermedades periimplantarias y que no fracase el implante.
La decisión de estas contraindicaciones, tanto relativas como absolutas, depende del odontólogo. La única opción que no depende del odontólogo es si el paciente rechaza una prótesis sobre implantes. Si el paciente no está dispuesto a someterse a técnicas quirúrgicas, existen muchas otras opciones para rehabilitar los dientes ausentes, aunque también depende del estado de los dientes remanentes que tenga el paciente en boca. Podremos optar por puentes dentales o prótesis removibles en algunas ocasiones. 

Ven a vernos, la Dra. De Luis, especialista en cirugía e implantes, valorará tu caso de forma individualizada.

Te esperamos ☺ Leer más