SENSIBILIDAD DENTAL


¿Qué es sensibilidad dental?

La sensibilidad dental es un DOLOR breve, pero intenso que se produce en los dientes, desencadenado por estímulos EXTERNOS (frío, calor, masticación alimentos como el chocolate). La sensación que describen la mayoría de los pacientes es “siento calambres en los dientes” o “tengo sensibilidad dental repentina” y lo más frecuente es que sientan sensibilidad al frío, sobretodo al beber.

La sensibilidad dental puede darse tanto en niños (dientes de leche) como en adultos y puede aparecer esa sensibilidad en un solo diente, en varios. Lo más importante es que acudas al dentista.

¿Por qué tengo sensibilidad dental?

La sensibilidad dental puede aparecer por distintas causas. Aunque las causas sean distintas, la aparición de sensibilidad se debe fundamentalmente a la pérdida de esmalte y de cemento. Estas son las capas más superficiales que recubren el diente y lo protegen. La dentina, es decir la capa interna del diente, queda expuesta y ante estímulos externos como los que hemos citado antes, se produce ese dolor en el diente o dientes que tengan esta dentina expuesta.

Es muy importante que si notas sensibilidad acudas a tu odontólogo para que te haga una revisión, detecte el problema y te de los tratamientos y las pautas para aliviar esa sensibilidad dental.

Las causas por las que puede aparecer la sensibilidad dental son:
  • Por lesiones cervicales: Son un tipo de lesiones que aparecen en el cuello del diente, es decir, en la línea entre la encía y el diente. En este tipo de situaciones, la encía se encuentra más baja de lo que debería por distintas causas como puede ser el bruxismo, malas técnicas de cepillado o agentes químicos.
  • Origen periodontal: Cuando existe retracción de las encías (ya sea por cepillado, enfermedad periodontal, ortodoncia…) puede haber una mayor exposición del diente que de lugar a la sensibilidad.
  • Post-tartrectomía o post-curetaje: debido a que en las limpiezas y en los curetajes hay mucha manipulación de las encías y los dientes, los días después de estos tratamientos pueden surgir molestias pero desaparecerán en unos días.
  • Post-tratamiento dental: puede aparecer sensibilidad después de realizar
Tratamientos como empastes, blanqueamientos o tallados.
  • Fractura dental: Cuando hay una fractura dental, la sensibilidad suele aparecer por la presión (masticación) o por el aire.
  • Caries: El dolor dura más y suele aumentar en decúbito supino, es decir cuando nos tumbamos.
  • Pulpitis reversible o irreversible: con estímulos de frío y calor puede aparecer este fenómeno de hipersensibilidad, lo que indica que hay que acudir al odontólogo para que esa lesión no avance y se pueda conservar el diente, ya que esto nos indica que hay afectación de los nervios internos del diente.
  • Hipomineralización del esmalte: Es muy común. Se trata de una serie de síndromes que causan una hipomineralización del esmalte dental, es decir, que hay menos esmalte o es de “mala calidad”, por lo que muchos pacientes desde pequeños, tienen quejas sobre la sensibilidad que sienten en los dientes, incluso puede aparecer en los dientes de leche.

¿Cómo se trata la sensibilidad?

El tratamiento de la hipersensibilidad dental depende de la causa por la que aparezca.Normalmente, el tratamiento de elección es el tratamiento PREVENTIVO, es decir, eliminar cualquier causa que pueda generar esa sensibilidad.

Por ejemplo, para la sensibilidad causada por lesiones cervicales, los tratamientos más frecuentes que utilizan los odontólogos son férulas de descarga, eliminar cualquier tipo de alimento o bebida que pueda causar erosiones y explicarle al paciente nuevas técnicas de cepillado para que continúe con su higiene sin causar lesiones o incluso cambiar de cepillo eléctrico a manual, ya que produce menos retracción de la encía.

Para lesiones causadas por caries, el tratamiento será la realización de un empaste o endodoncia. Si es debido a fracturas dentales, se realizan reconstrucciones con composite, colocación de una corona o incluso la extracción.

Muchos pacientes se preguntan si tomar ibuprofeno cura la sensibilidad dental. El ibuprofeno NO cura la sensibilidad dental, lo único que hace, según la evidencia científica, es aliviar la intensidad de esta sensibilidad. El problema de tomar ibuprofeno para la sensibilidad está en los efectos secundarios de este. Tomarlo durante mucho tiempo puede ser perjudicial para la salud, por eso NO se recomienda tomarlo como solución ante este problema.

PREGUNTAS FRECUENTES:

¿Puedo tener sensibilidad en un diente de leche?

Como hemos explicado antes, se puede tener sensibilidad en todos los dientes a cualquier edad, por lo que es normal tener sensibilidad en los dientes de leche.

La sensibilidad se puede dar por todas las causas que hemos comentado, incluso los niños se pueden quejar de dolor ante ciertos estímulos como por ejemplo la masticación. Hay veces que estos dolores pueden corresponderse con que se empiecen a mover los dientes, por eso es importante traerles a la consulta para diagnosticar lo antes posible la causa de ese dolor. Es importante recordar que tratar los dientes de leche es igual o más importante que tratar los definitivos. Las patologías en dientes de leche avanzan muy rápido, pudiendo causar infecciones importantes que afecten a los dientes definitivos y a la salud de los niños.

¿Cómo tratar la sensibilidad dental después de un blanqueamiento o cualquier tratamiento odontológico?

Si se deben a tratamientos dentales (blanqueamientos, tallados, curetajes…), se deben aplicar productos específicos para la sensibilidad dental en la clínica o en casa.

Acudiendo al odontólogo, decidirá si es necesario realizar un tratamiento en la consulta o prescribirá medicamentos. Siempre es un a buena opción pastas, geles y colutorios específicos para la sensibilidad.

¿El colutorio aumenta la sensibilidad dental?

No, los colutorios no aumentan la sensibilidad. Hay colutorios específicos para la sensibilidad que disminuyen la aparición de esta ante los estímulos que la desencadenan.

También existen tratamientos que consisten en aplicar productos para disminuir esa sensibilidad. Existen productos ambulatorios, que los pacientes pueden utilizar en casa como geles y colutorios. Es muy importante que antes de empezar a utilizar algún colutorio o pasta para calmar la sensibilidad, acudas a tu clínica habitual para que realicen una exploración y determinen la causa.

¿Qué pastas/geles/colutorios utilizar para la sensibilidad?

Existen numerosas marcas que tienen pastas, geles y colutorios que sirven para aliviar la sensibilidad. Lo más importante es que utilices la que te recomiende tu odontólogo. Si utilizas un gel o un colutorio, recuerda que no tienes que enjuagarte después de echártelo en la boca. Los geles deben aplicarse sobre el diente que tiene sensibilidad, mínimo una vez al día y a ser posible, por la noche.

Las marcas más conocidas de pastas y geles son: sensodyne, sensiLacer (geles y pastas), desensin, sensiKin y elmex.

Pueden comprarse en farmacias e incluso en supermercados.

¿Es bueno usar el hilo dental si tengo dientes sensibles?

Muchos pacientes se preguntan si es bueno pasarse el hilo o seda dental si presentan sensibilidad. La respuesta es .

El hilo dental eliminará toda la placa que se queda entre los dientes y así no se favorecerá el proceso de formación de caries o la aparición de periodontitis, que, como hemos mencionado antes, son dos causas de la sensibilidad dental.

¿Puedo revertir la sensibilidad dental?

Sí, se puede revertir la sensibilidad dental. El mecanismo de acción de los tratamientos para la sensibilidad es tapar la dentina que queda expuesta, revirtiendo totalmente la sensibilidad dental. Es muy recomendable que hagas revisiones periódicas a tu dentista para comprobar que el tratamiento ha sido eficaz y si es necesario volver a realizar algún tratamiento para evitar que vuelva esa sensibilidad dental.

¿Cómo evitar o cómo aliviar la sensibilidad dental?

La sensibilidad dental no es algo que todo el mundo pueda evitar, pero si realizas visitas frecuentes a tu odontólogo, podrá detectar problemas de manera precoz y evitar la aparición de la sensibilidad.

Además, se recomienda no utilizar pastas y colutorios abrasivos para el diente (blanqueantes), ya que esa abrasión produce una pérdida del esmalte y en consecuencia una exposición de los túbulos dentinarios, que darán lugar a la sensibilidad. Hoy en día se publicitan muchos “remedios caseros” en internet de blanqueamientos dentales, por personas no cualificadas, que están haciendo que las consultas dentales se nos llenen de pacientes con problemas graves derivados de estos actos. Una vez producido el daño, es más difícil repararlo.

¿Cómo cepillarme los dientes para que no me duelan?

Las técnicas de cepillado son muy importantes para evitar crear lesiones que causen sensibilidad. Realizar una mala técnica de cepillado o hacerla bien pero muy fuerte, puede causar recesiones en las encías, y en consecuencia sensibilidad.

Para realizar una buena técnica de cepillado, lo mejor es que acudas al dentista para que te explique cómo cepillarte bien los dientes y que no acumules placa y no haya sensibilidad.

¿Comer comida fría empeora la sensibilidad dental?

La respuesta es NO. No empeora la sensibilidad, pero si esa sensibilidad no es tratada por el odontólogo, la situación no mejorará y cada vez que los pacientes coman o beban algo frío la sensibilidad aparecerá de nuevo.

¿Por qué tengo las encías sensibles, pero no los dientes?

Esto puede no ser sensibilidad dental. Puede ser que sientas esa “sensibilidad” en las encías por distintos motivos, como microlesiones por malas técnicas de cepillado, mala adaptación de coronas o prótesis o una enfermedad de las encías.

Te recomendamos una revisión a tu dentista habitual para que evalúe tu estado de salud bucodental.

¿La sensibilidad es un signo de algo mayor?

Normalmente, la sensibilidad no es un signo de nada grave, pero como hemos dicho repetidas veces en este artículo, acudir a tu odontólogo y que diagnostique todo correctamente será la mejor decisión que puedes tomar. Además, si tienes alguna duda, te quedarás más tranquilo si un profesional te hace una revisión exhaustiva y descarta patologías graves. Presentar sensibilidad de forma puntual no en grave, pero si esa sensibilidad se convierte en dolor y de forma continua, ya estarán afectadas estructuras importantes del diente, por lo tanto, la revisión por un profesional antes de que esa sensibilidad se convierta en dolor es fundamental para el pronostico de la pieza dental.

 

Si aún tienes dudas escríbenos o llámanos y recuerda que lo mejor es acudir a una revisión. ¡Te esperamos!

"Trackback" Enlace desde tu web.